Finanzas

Aprende cómo ahorrar US$1,000 en este 2020

  • 17 enero, 2020
  • 1 MIN READ
  • COMPARTIR

La especialista en finanzas Sarah Despradel nos tiene un súper reto para cumplir tus metas de ahorro en este 2020. Mira de qué se trata.

(más…)

Finanzas

Guía para compras inteligentes en Black Friday

  • 20 noviembre, 2019
  • 5 MINS READ
  • COMPARTIR

En República Dominicana, las ventas de Black Friday se han convertido en ofertas de todo noviembre. Pueden ayudarte a ahorrar si sabes utilizarlas a tu favor o causarte resaca financiera hasta todo el 2020.

Antes de iniciar tus labores de compra, te recomiendo establecer tu presupuesto completo de noviembre y diciembre para contemplar todos los compromisos fijos y gastos extraordinarios que conllevan estas fechas.

Contempla todos lo que necesitas para Black Friday.

No generes un descuadre en tu vida financiera por «aprovechar» una gran oferta. Define un monto máximo para comprar y separa por categorías: uso personal, casa, regalos, etc.

El comportamiento del consumidor ha cambiado y muchas personas planifican sus compras para estas fechas para hacerlas más inteligentemente (sobretodo en el tema de los electrodomésticos). 



Aprovecha y compra los regalos para esas celebraciones con fechas ya establecidas. Contempla también adquirir los obsequios de Navidad o los de los angelitos.

Esta es una fecha excelente para comprar antes de la ola que se activa en Navidad. 

Si vas a comprar localmente en Black Friday

-Prepara una lista. Define exactamente lo que necesitas. Con esta simple acción la compra deja de ser emocional, te sirve como un primer filtro de decisión.

-Dedícate a comparar los precios (preferiblemente antes de la fecha). Así valorarás que tan ciertas son las ofertas y no te cuestionarás al comprar. 

-Evita las horas fuertes para que encuentres lo que realmente buscas.

Te podría interesar

Micro-acciones y las finanzas

Si compras online

-Prepara tu carrito de compras. Muchas plataformas como Amazon te avisan sobre nuevas oportunidades. 

-Revisa los comentarios y los reviews de cada artículo. Te evitarás malas experiencias. 

-No asumas tu talla como un número invariable. Verifica el size chart y evalúa como corre cada artículo según tus medidas. 

-Revisa las tarifas de los embarcadores o couriers para que también analices las ventajas de estar con uno o con otro y las ofertas que tienen en esta temporada especial.

Ganas más con empresas serias que garanticen y respalden tu compra. Así también como quienes tienen sincerizados los costos por libra y no por carga mínima.

Recuerda que si algo cuesta $1,000 y lo compras por $800 en descuento, no te ahorraste $200,  gastaste $800.

Sobre la autora: Sarah Despradel es experta en finanzas personales. Es Licenciada en Administración de Empresas y tiene un Master en Finanzas Corporativas. Ofrece asesorías personalizadas y talleres grupales.

Finanzas

Micro-acciones y las finanzas

  • 3 septiembre, 2019
  • 5 MINS READ
  • COMPARTIR

Los seres humanos nacemos para soñar en grande y queremos hacer realidad nuestros sueños rápido. La mayoría de las veces, el cambio lleva tiempo.

Décadas de investigación muestran que el cambio sostenible debe buscarse en pasos pequeños y coherentes. Intuitivamente sabemos que esto es cierto: no puedes ir al dentista una vez al año y tener dientes perfectos. Necesitas lavarte los dientes dos veces al día, todos los días.

Las pequeñas acciones funcionan.

1. Hacen tus objetivos más manejables

Soñamos con cómo algún día seremos ricos, delgados, felices… pero nunca comenzaremos de verdad. Las micro-acciones dividen tus poderosos objetivos en partes manejables, acciones que puedes hacer hoy.



Te podría interesar

5 razones para tener un fondo de emergencia.

2. Son concretas

Eres lo que haces constantemente. Las investigaciones demuestran que si realizas un cambio explícito y pequeño, es 11 veces más probable que tengas éxito. Esto es lo que hacen las micro-acciones: darte un plan concreto, paso a paso.

Te recomiendo utilizar una aplicación  llamada HabitShare donde puedes programar hábitos importantes como por ejemplo las veces que irás a ejercitarte o los días de “cero consumo” donde tratarás de evitar hacer compras.

Esto es posible si programas adecuadamente una vez por semana tus visitas al supermercado, o decides que saldrás a cenar fuera tantas veces a la semana, etc.

Te impulsará a ahorrar.

3. Más enfoque

El cambio requiere que tu cerebro aprenda nuevos comportamientos.

Tu cerebro aprende mejor cuando puede concentrarse, pero ya experimentamos cientos de miles de estímulos diariamente. Los cambios pequeños y fáciles le dan un enfoque para comenzar efectivamente el proceso de aprendizaje.

4. Te vuelven más resistentes

Cada micro-acción puede sentirse pequeña en sí misma, pero cada una aumenta su capacidad de recuperación: practicar cambios de micro comportamiento puede llevarte a ser capaz de hacer cambios más grandes en tu vida y mejorar tu capacidad para manejarlo.

5. “Desmenuzan” tus grandes metas de ahorro

Por ejemplo, si deseas RD$50,000.00 en un año para ahorrar, piensa que diariamente serían RD$137.00 y ejercita el músculo del ahorro haciéndolo con una frecuencia casi imperceptible para ti. Sin darte cuenta verás que RD$50,000.00 equivale a tu “meriendita” diaria.

Los pequeños cambios se suman al gran impacto, ya que te enseñan el hábito del éxito y ¿quién no quiere eso?

Sobre la autora: Sarah Despradel es experta en finanzas personales. Es Licenciada en Administración de Empresas y tiene un Master en Finanzas Corporativas. Ofrece asesorías personalizadas y talleres grupales.

Finanzas

5 razones para tener un fondo de emergencia

  • 28 agosto, 2019
  • 4 MINS READ
  • COMPARTIR

La vida que deseas mañana la debes construir hoy. Block a block, detalle a detalle.

Es común ver los resultados, pero no lo que nos lleva a ellos. Las finanzas saludables se construyen gracias a acciones constantes en el tiempo que se traducen en hábitos.

Te podría interesar

¿A dónde te llevarían tus ahorros?

Una buena base para tener una vida financiera acorde a la realidad es construir nuestro fondo de emergencia, el monto que nos soporta si mañana perdemos nuestra fuente de ingresos.



Es decir, si mañana pierdes tu trabajo, ¿cuánto tiempo puedes sostener tu estilo de vida sin recibir esa fuente de ingresos? Las respuestas ante esta situación son alarmantes ya que la gran mayoría vive sin planificación financiera.

El desempleo es una realidad latente en nuestras vidas. Con la competitividad, las empresas se ven obligadas a recortar gastos y a prescindir de recursos (incluso los buenos pero que no pueden costear). En este contexto, lo mejor es crear un fondo de emergencia básico que cubra tus gastos fijos durante 3 a 6 meses.

Por más planificación que tengamos, los imprevistos siempre van a suceder. Asumir la importancia del fondo de emergencia como paso inicial a un futuro de estabilidad es vital para toda persona o familia.

Te dejo 5 razones específicas para construir y mantener tu fondo de emergencia:

  1. Estarás preparado para afrontar gastos inesperados y emergencias.
  2. Evitarás liquidar activos de forma apresurada y poco rentable.
  3. No tendrás que endeudarte con familiares y amigos; o peor aún con prestamistas informales.
  4. Perder tu empleo no será una tragedia.
  5. Si tus ingresos disminuyen estarás tranquilo porque cuentas con un respaldo.

Finanzas más robustas implica que ese fondo llegue de 6 meses a un año. Conozco personas que han tenido hasta 3 años para encontrar un empleo a la altura del anterior.

¡Te deseo una vida plena y llena de abundancia!

Sobre la autora: Sarah Despradel es experta en finanzas personales. Es Licenciada en Administración de Empresas y tiene un Master en Finanzas Corporativas. Ofrece asesorías personalizadas y talleres grupales.

Finanzas

¿A dónde te llevarían tus ahorros?

  • 20 agosto, 2019
  • 5 MINS READ
  • COMPARTIR

Aprovechando el feriado del 16 de agosto, compartí en mis redes sociales la pregunta: si dejaras todo y te fueras a viajar por el mundo con tus ahorros, ¿cuál sería el destino al que te permiten llegar?

¡Las respuestas están para morirse! Pero se resume en que un 80% se la pasaría de “crucero” paseando dentro de su casa.  Muchos me escribieron que, honestamente, no llegarían ni a la esquina, y si ese viaje fuera a base de los ahorros, no durarían más de un día fuera de casa.

Esta es una alerta: no estamos ahorrando. Ahorrar es para muy pocas personas, porque no es fácil  y requiere voluntad firme y visión a largo plazo.

Viajar se relaciona con crecimiento, aprender nuevas culturas y con detener nuestro ritmo habitual de trabajo y por eso casi siempre es placentero. A la vez es un gasto extra fuera de nuestros compromisos habituales, conozco muy pocas personas que se planifican para lograr las mejores vacaciones.

Si estás en un plan de eliminación de deuda, la prioridad no debe ser planificar un viaje. Pero activar nuestra consciencia para esos propósitos fuera de lo regular, o hasta para retarnos a salir adelante, es una bendición.

No te definas por errores financieros del pasado, lo importante es que hayas aprendido y no te detengas. Solo el ahorro a largo plazo nos permite traducir sacrificios en victorias. Sé paciente y no pierdas el enfoque.

Te podría interesar:

Un regreso a la escuela que tu cartera no notará; Experta nos cuenta cómo lograrlo

Un viaje programado te ayudará a planificarte con anticipación. Por ejemplo, si el presupuesto a gastar es US$1,000.00, empieza a ahorrar US$85 mensualmente.

El viaje se convertirá en una realidad si:

  • Defines plazos e investigas costos.
  • Buscas las mejores alternativas en páginas como expedia.com, hotels.com o Airbnb. Dedícate a investigar adecuadamente.
  • Identificas las temporadas en las que resulte más económica la estadía.
  • Redireccionas los gastos que no son vitales.

Planifica, mejora, ejecuta y organiza día a día tu vida financiera. Te garantizo que ese empeño diario te permitirá llegar al destino más lejano que te propongas sin resaca financiera.

Sarah Despradel nos habla sobre la importancia de los ahorros.

Sobre la autora: Sarah Despradel es experta en finanzas personales. Es Licenciada en Administración de Empresas y tiene un Master en Finanzas Corporativas. Ofrece asesorías personalizadas y talleres grupales.

Finanzas

Un regreso a la escuela que tu cartera no notará; Experta nos cuenta cómo lograrlo

  • 5 agosto, 2019
  • 11 MINS READ
  • COMPARTIR

Llegó agosto. El regreso a la escuela está a la vuelta de la esquina y un presupuesto de back to school te ayudará a liberarte de preocupaciones y llevar un mejor control.

Experta en finanzas

Lo que para los niños es una ilusión, para los padres (comprar los útiles escolares) puede ser un dolor de cabeza si no cuentan con los recursos necesarios.

Pero tranquila. Conversamos con Sarah Despradel,  experta en finanzas personales y nos compartió los mejores tips para hacer un presupuesto back to school.

¿Cuáles son los grandes beneficios de hacer un presupuesto?



Un presupuesto es dar dirección a nuestros recursos, soy fanática de planificarnos para una vida financiera más organizada. Esta es la única forma de que tus prioridades sean resueltas, y el consumo regular no vaya afectando tu flujo financiero.

A los padres les encanta llevar de viaje a los niños durante el verano o inscribirlos en  campamentos. ¿Se puede contar con un presupuesto para el regreso a la escuela de los niños cuando en el verano se intentó mantenerlos activos con campamentos y cursos creativos?

Les propongo una organización que vaya más allá de reaccionar a “la temporada”, planificar esos gastos que no son fijos, pero que ocurren esporádicamente y son importantes para la familia. Si sabemos que en verano el campamento cuesta por ejemplo RD$20,000.00 es más práctico desde enero programar RD$1,428.00 quincenales y cuando viene el mes de julio ya tienes ese recurso.

Les invito a tener una cuenta especial de ahorro con todos esos fines y que sea su “permiso” para cuando llegue el momento acudir a ella.

Esos campamentos generalmente son una inversión a largo plazo que se traduce en habilidades y destrezas que se conectan con nosotros a  temprana edad (…).

¿Cuál sería el tiempo prudente para empezar a planear un presupuesto para la colegiatura de los niños?

Por lo regular, la colegiatura como tal se paga en el primer trimestre del año. Esto cambia mucho, pero mi sugerencia es destinar una parte del doble sueldo o de salarios extraordinarios para realizar pagos importantes y lograr algún descuento por pronto pago.

Conozco padres que hacen el pago en 3 cuotas y obtienen significativos descuentos.

Para aquellos que se vayan a animar a hacer su presupuesto, a proposito del regreso a la escuela , ¿qué consejos le darías? ¿Qué cosas hay que tomar en cuenta?

Esta pregunta me lleva a recomendar una revisión de la economía familiar.

Se recomienda la regla 50/30/20 donde el 50% de los gastos incluye todo lo básico (comida, transporte, servicios del hogar, vivienda, educación, etc.), un 30% a gastos variables (ropa, comida fuera, regalos, diversión, entretenimiento, belleza) y un 20% a ahorro y pago de deuda.

Debes ubicarte en ese esquema y ver cómo está la familia para optimizar estos porcentajes.

La educación es una inversión en la que no se “debe escatimar”, pero en nuestro país la educación es carísima y conlleva ciertos costos más allá de esa colegiatura.

Como equipo, la familia debe tener un norte y es pagar el centro que les resulte una buena inversión pero que sea factible para los ingresos reales que recibe.

He visto familias que por tener un colegio bien caro no pueden dedicar el mínimo porcentaje a entretenimiento o se endeuda para vivir una vida por encima de las posibilidades para así “pertenecer” a tal o cual colegio.

Esta sinceridad nos permite tener una vida más balanceada y cubrir emergencias de salud, gastos paralelos y no vivir en estrechez en todo lo demás.

En esa misma línea, ¿en qué tipo de artículos es mejor hacer una gran inversión?

(…) Libros. No solamente tenemos que comprarlos, hay opciones de intercambio, renta, etc.

Adquirir lo que se necesita en la mejor calidad posible evita comprarlo una y otra vez.

Comprar una buena mochila o tenis, por ejemplo, evita tener que remplazarlos durante el año.

Cuando tenemos algo con “valor”, lo cuidamos, reparamos y respetamos. Esa es la lógica.

Que el regreso a la escuela no sea pesado en tu bolsillo.

¿Qué suele ser eso que ves que “descuadra” a los padres?

Reaccionamos a las temporadas. Pocos se preparan con anticipación. El pico más grande de gastos en una familia de edad escolar es la época de compra de útiles, los uniformes, libros etc.

Debemos comparar precios: ¡en todo! Ya ahí vamos ahorrando. Antes de adquirir los uniformes descubrí un ahorro por unidad de RD$200.00 y más de una tienda a otra.

Programarnos y no comprar a última hora evita que pagues más por la prisa.

Comprar siempre con una lista y aquí mi recomendación: ¿qué tiene cada niño, qué necesita?… Ir a centros comerciales con esa “ruta” permite que el presupuesto funcione y que los caprichos pasen a un segundo plano.

A veces esa compra de útiles escolares no refleja los gustos del niño, responden a los caprichos que quiso tener uno de los padres en su momento, o deseos de impresionar a los demás. Esto suena fuerte pero es así.

Los padres por lo general tienen una idea en su cabeza de cuanto creen que conllevarán esas compras para los niños y las escuelas, pero ¿se puede llegar a un estimado real cuando se hace un presupuesto?

¡Claro! Este es el objetivo inicial de un presupuesto tener números por renglones:

  • Uniformes
  • Utensilios escolares.
  • Calzado.
  • Materiales gastables.
  • Libros.
  • Cuadernos.
  • Forros etc.

Verifica ventajas de compra de un lugar a otro. Conozco empresas que te ofrecen beneficios a futuro que puedes utilizar como amortiguador de estos gastos. O retornos de efectivo en cierto momento.

¿Cuál sería un monto estimado para hacer el presupuesto de regreso a la escuela con al menos dos niños?

No puedo responderte esa pregunta porque varía muchísimo, cada centro tiene opciones, ofrece incluso actividades extracurriculares distintas. La oferta académica, el prestigio, la calidad de las instalaciones y de los maestros influyen drásticamente y hoy día pagas desde RD$8,000.00 por ejemplo en un mes, hasta US$1,000.00 mensuales. Todo depende.

Finalmente te invito a que programes la carga. Personalmente desde enero cada semana hice el reto de destinar RD$1,500.00 a estos fines para que la compra de útiles escolares y demás fuera llevadera con mis 3 niños y ¡es otra cosa! Ahora saldré a aprovechar ofertas, sin la angustia de ese monto tan alto en mi presupuesto.

¡Unas finanzas saludables hacen una vida más placentera!

Puedes seguir a Sarah Despradel en sus redes sociales o contactarla a través de su página web.

Puede interesarte DIY de Regreso a Clases