Cocina

Tomates secos en aceite de oliva

Por María Isabel Ferreras

  • 23 febrero, 2021
  • 5 MINS READ
  • COMPARTIR

Santo Domingo. – Los tomates secos son una receta súper fácil y sabrosa de hacer que intensifica el sabor del fruto otorgándole a la comida un sabor diferente y más delicioso. 

Si ya tienes los tomates secos, la forma de prepararlo es más sencilla aún.

tomates secos, tomates, secos, tomatoes, dry, olive, oil, aceite, oliva, aceite de oliva, seco

Un excelente sabor para las pastas, las ensaladas, el pan, el casabe, el quiche. También es una rica guarnición para las carnes y pescado.

Ingredientes

-Tomates cherry frescos 



-Aceite de oliva Fígaro

-Sal

-Ajo

-Orégano

-Albahaca

Preparación

1.Hierve los tomates secos y previamente salados por 20 minutos. Recuerda no echarlos al agua antes de que esta empiece a hervir. 

2.Escúrrelos y déjalos secar completamente. 

3.Llenar un envase de cristal con cada ingrediente por capa. El ajo machacado, el orégano, la albahaca, los tomates secos. Ten cuidado de no extropear los tomate. 

4.LLena el tarró con aceite de oliva Fígaro cubriendo todos los tomates. 

5.Conserva en la despensa por tres días para que los ingredientes se mezclen y suelten el sabor. Finalmente guardar en la nevera. 

 

¿Con qué puedes acompañar estos tomates?

Un excelente sabor para las pastas, las ensaladas, el pan, el casabe, el quiche.

También es una rica guarnición para las carnes y pescado. 

 

¿Cómo secar los tomates?

Hay dos formas: la tradicional y la más moderna.

La tradicional lleva un proceso un poco más lento ya que es con el sol.

1.Lo primero que debes hacer es lavar correctamente el fruto, luego secarlo y cortarlo por la mitad.

2.Colocar sobre una tabla o parrilla, echarle sal y poner al sol con las semillas hacia arriba.

3.Puedes cubrirlos con una red que impida que los insectos maltraten el fruto.

4.En la noche guardar y luego sacar al día siguiente. Colocar al sol por lo menos por tres días o hasta que los tomates se hayan secado completamente. 

La forma más moderna es secarlos al horno a una temperatura de 65 º por lo menos por seis horas, hasta que el fruto esté totalmente deshidratado. Puede ir volteando los tomates.

¡Listo! ¡A comer!

Esta receta con aceite de oliva Fígaro le dará un toque de frescura a tu comida. 

Síguenos en las redes @Revestidamag.

 

Comentarios